miércoles, 7 de mayo de 2008

¡ El Conejito Pufy !

Hola amigos,
En esta ocasión voy a compartirles un relato que escribimos Febby, una simpática amiga y yo... de esto hace ya más de dos años, esta basado en un juego entre profesores y alumnas... con sus respectivas travesuras y castigos jejejeje... mmmm que bonito es recordar aquellos viejos tiempos.
Bueno, espero que les guste :

En clase del profe Mauricio teníamos un conejito, de esos blancos con los ojos rojos, que se llamaba Pufy. El dire Angel nos lo había regalado para que aprendiéramos el sentido de la responsabilidad, o eso decía, porque nos ocupábamos nosotras exclusivamente de el. Todas menos Jadhe, que le daba un miedo terrible. Cada día una de nosotras se encargaba de darle de comer, limpiarle la jaulita y cambiarle el agua... El profe Mauricio se desquiciaba con nosotras, porque la mayoría de los días, sobre todo cuando le tocaba a Ter o a Ceci, el conejo se quedaba sin comer... más de una vez se habían llevado una buena azotaina por olvidarse de Pufy.
A mi me encantaba el conejo, era super gracioso, sobretodo cuando lo soltábamos en clase y Jadhe se ponía como una loca a saltar por encima de los pupitres gritando cogedleeeee ! Cogedleeeee ! mientras todas aplaudíamos y nos reíamos observando como Don Mauricio intentaba agarrarle por debajo de la mesa... jijiji jijiji
Un día de primavera, estábamos todas muuuuuuuuy aburridas escuchando no se que teoría de los números esos raros que le gustan al profe... Hacía mucho calor, y por la ventana, el sol solo invitaba a salir al patio a jugar, no ha estar dando esas aburridas clases de matemáticas. Llevaríamos como media hora de clase, cuando el profe Neftalí apareció en la puerta reclamando la presencia de Don Mauricio en el despacho del director... Este salió detrás, no sin antes advertirnos que permaneciéramos calladas y haciendo los ejercicios que el había puesto en la pizarra.

Pero claro, fue salir y :
Vaya rollo de clase -dijo Ter- con el calor que hace deberíamos estar fuera jugando y no aguantando este tostón
Tienes toda la razón -respondió Jadhe- pero si el profe vuelve y no hemos hecho los ejercicios nos va a caer una buena...

Tengo una idea ! mi imaginación empezó a volar y mi cara debió cambiar, pues todas me escucharon atentamente... Los asuntos de los profes deben ir para largo, porque de lo contrario, no hubieran interrumpido la clase... ¿Por qué no nos llevamos a Pufy a dar un paseo? será solo un momento, y así le da un poco el aire jijiji
Vale ! contestaron muy contentas Ter, Ceci y Miranda.
Salímos las cuatro, con Pufy entre las manos, mientras Jadhe nos miraba con cara de ¡no sé como podéis coger esa cosa con las manos con el asco que da! íbamos por el medio del pasillo cuando derrepente nos quedamos petrificadas... Los profes estaban regresando !! claramente sonaba la voz del dire Angel, de Don Mauricio y Don Neftalí... del susto, solté a Pufy de las manos, que salio corriendo justo en la dirección opuesta por donde venían los profes... me volví para pedir ayuda, pero Ceci, Ter y Miranda corrían hacia la clase, entrando justo a tiempo para que no las vieran los profesores... Yo me quede paralizada en el pasillo, no sabía que hacer, si volver a clase sin la mascota, y que Don Mauricio se enfadara (y Don Angel de rebote, había sido un regalo de él... y así darles la razón en que era una irresponsable incapaz de cuidar de un simple bichito), o salir corriendo a por Pufy, devolverlo a su jaula... pero inventandome una buena excusa para que el profe Mauri no se enfadara mucho por haberme ido de su clase desobedeciendo claramente.
Decidí que lo segundo era lo mejor, de todos modos no me daba tiempo a volver al aula sin ser vista, así que salí al patio a buscar al dichoso conejo, que ya no me caía tan bien ¡ joooo !
Casi veinte minutos tardé en encontrarle, y allí estaba , agazapado justo debajo del aula donde en teoría yo debería estar haciendo ecuaciones y problemas... cogí a Pufy entre mis brazos, mientras oía en el aula como Don Mauricio preguntaba a voces si alguien sabía dónde me encontraba, Yo y Pufy... incluso creo que escuché el sonido de la regla de madera que le encantaba usar para sus castigos...
¿ SE PUEDE SABER DONDE ESTA FEBY Y PORQUE NO ESTA EN LA CLASE DONDE LA DEJE ?
me quede blanca, no me atrevía a moverme, con Pufy entre mis brazos era incapaz de pensar … si volver al aula y afrontar mi castigo o quedarme allí esperando que me encontraran... aún sabiendo que mi castigo seria peor.
Ceci al ver tan enojado al profiterol Mauri, se puso de pie y le contó toda la verdad, de pronto escuché un portazo, seguido de un silencio sepulcral en el aula... yo estaba muy angustiada no sabía que hacer, decidí permanecer ahí callada. Febyyyyyyyyyy !!!!!!! sal de ahí ahora mismo...
No me lo podía creer ahí estaba el profe Mauri, furioso y mirándome fijamente... muy enfadado golpeando esa terrible regla en su mano me dijo Feby ven aquí acercate, no empeores las cosas... no me quedo más remedio que obedecerle, lentamente me levante y caminé con Pufy entre mis brazos hasta llegar donde el profe me había llamado... no supe decirle nada y el menos, me jaló de una de mis orejitas y me llevo hasta el patio del colegio, justo sobre uno de los bancos había colocado la jaula de Pufy...

Feby !!!!! mete al conejito en su jaula... obedecí rápidamente, metí a Pufy en su jaula y cerré su puertita.. sentí entonces la pesada mano del Profe sobre mis nalgas plassss plassss, dos nalgadas que me hicieron saltar del dolor ayyyyyyyyyyy... me aparto con su brazo y colocó la jaula en el suelo a unos dos metros del banco... regresó hasta donde yo estaba... sobando mis nalguitas sniff sniff - no me dijo nada, me tomo del brazo y luego de sentarse en el banco, de un tirón me coloco sobre sus rodillas plass plass plasss plassss te vas a enterar Feby, plasss plasss levantó mi faldita y bajó mis bragas hasta las rodillas plasss plasss plasss plassss ayyyy ayyyyyyyy, su mano estaba más pesada que de costumbre, cada azote que me daba dolía, parecía que mis nalgas se iban a romper plasss plass plass plasss ayyyyy

ayyyyyyyy snifff sniffff, intenté escapar, quize protejer mis nalguitas con mi mano, pero todo era imposible... el profe estaba muy enfadado y es mucho más fuerte que yo plass plasss plass plassss así pasaron 10 o 15 minutos... en los que el profe dejo mis nalgas rojas como un tomate y con un insoportable dolor... Bién Feby! ponte de pie... al escuchar esto sentí un gran alivio, pense que el castigo había llegado a su final, me levante rápidamente y empeze a masajear mis castigadas nalguitas snifff snifff malo me ha pegado muy fuerte sniifff sniffff, no podía parar de llorar snifff snifff... Tú te has ganado este castigo Feby así que no quejes, me decía mientras tomaba esa terrible regla de madera, al ver esto intenté salir corriendo... pero fue envano mis braguitas a la altura de las rodillas impidieron mi fuga y caí al suelo.... esto lo aprovecho el Profe Mauri, y en un momento estaba otra vez bajo su control... me levantó del suelo de un jalón... colocó su pierna izquierda sobre el banco y me acomodó sobre su rodilla, mis piernitas quedaron suspendídas en el aire y mis nalguitas bien expuestas... . no tardó mucho tiempo en dejar caer el primer reglazo plaffff ayyyyyyyyyyyy y luego otro plafffffffff

ayauuuuuuuu ... como picaba la jodida regla plaffffffff plafffffffff snifff snifffff plafffff me dió 30 reglazos plaffffffff plaffff ... al finalizar me bajó al suelo, listo Feby ! espero que esto te sirva de lección y no vuelvas a dejar escapar a Pufy, y menos abandonar mis clases para irte a jugar... Yo estaba muy arrepentida, sabía que el castigo había sido justo... perdón Profe, le prometo que nunca más lo volveré a hacer snifff sniiffff... él profe se acercó me abrazo fuertemente y beso mi frentecita... Estoy seguro de que así será Feby.... bueno, ya puedes regresar al aula... yo llevaré a Pufy... subí mis braguitas, acomode mi faldita y al darme la vuelta para regresar al aula.... Ohhh!!! vi a todoas mis amiguitas pegadas en las ventanas... que verguenza !!!!!!! habían presenciado mi castigo snifff snifffff
Finnnn ____________________________

Y ahora un vídeo para disfrutar :

48 minutos de excelentes nalgadas... En el estílo de la Disciplina Doméstica... mmmmmm que delicia ¡ No pueden perderselo !

El vídeo esta dividido en dos psrtes, tienen que descargarlas y unirlas con el programa de HJSplitPRO... o ver cada parte por separado ok...

http://rapidshare.com/files/113314948/spk_otk_Disciplina_domestica_48.wmv.001.html
http://rapidshare.com/files/113321789/spk_otk_Disciplina_domestica_48.wmv.002.html

2 comentarios:

TON dijo...

¡La letra con sangre entra! Un lema que ha caído completamente en desuso conforme a las nuevas tendencias educacionales, aunque se mantiene vigencia en el universo spanko.
Un video con dos modelos exquisitas. ¿Qué más se puede pedir?
¡Gracias de nuevo, Mauricio!

Camaleon72 dijo...

Siempre es un placer Ton...
me alegra que te haya gustado el vídeo, in duda son dos chicas muy bien dotadas Nalguisticamente hablando jajajjajaja.
Sobre el lema... bueno, almenos los spankos aún lo mantenemos vivo.
Un saludo colega.