jueves, 17 de diciembre de 2009

Castigadas en Frente de la Clase.

Dentro de los juegos de las Nalgadas y los Azotes, una de las fantasías que más me produce placer y morbo es la de "Los Castigos Públicos", y aunque no me importaría estar solamente como "espectador"... está claro que lo ideal sería poder ser participe "Activo" en dicha fantasía.
En este sentido nos podemos encontrar con varias alternativas tales como:
-Padre y Madre castigando a la hija/o y en presencia de hermanos, primos o amigos de la víctima.
-El/La Jefe de una empresa castigando a un/a empleado en presencia de sus compañeros del trabajo, en este caso me gusta más la idea de que la spankee sea una Secretaria.
-El dueño/a de casa castigando a la empleada doméstica, en presencia de más empleadas e incluso algunos invitados.
En fin, cada uno de vosotros tendrá sus propias fantasías...
Ahora voy a centrarme en los castigos aplicados en el colegio, que dicho sea de paso es una de mis mayores fantasías.

........¡¡CASTIGADAS..EN..EL..COLEGIO! ¡GUAUUU!... Daría todo por tener el placer de ser el Profesor de estas bellas y traviesas colegialas, así me dedicaría a fondo en la enseñanza y sobre todo en la "disciplina" de estas señoritas.
Para empezar les sacaría de la cabeza eso de asistir a clases con cualquier tipo de ropa o como se ve en la imagen con distintos uniformes... todas deben utilizar el mismo uniforme y todos los días deben estar impecables; en este caso me inclino más por el traje que lleva Pixie, la señorita rubia que está sentada al fondo y a la izquierda.
Para su correcta formación emplearía los métodos que se utilizaban en los antiguos colegios ingleses que para mi gusto fueron los más efectivos... es decir, les proporcionaría una "correcta educación" y para aquellas que no cumplan con sus deberes y/o no estudien se les aplicará los castigos corporales, osea, recibirían unas buenas nalgadas tumbadas boca abajo sobre mis rodillas y dependiendo de la falta serían azotadas con diferentes tipos de instrumentos tales como, el strapp, el paddle (de madera y el de cuero), cepillo, zapatilla, regla, el cinturón y para los casos más graves la "Temible Vara"... en tres palabras, estas señoritas recibirían una...

......¡ESTRICTA..DISCIPLINA..INGLESA!

Cabeza hacia abajo, morderse las uñas, jugar con las manos escapando a la mirada de la profesora... todos estos casos son señales del "nerviosismo y el pánico" que sientes estas pequeñas traviesas en el momento de escuchar la sentencia, todos estos gestos son acompañados con el "apretar de sus nalguitas sobre la silla"... pues ellas saben que pronto sus traseros recibirán un severo castigo.
Si las Nalgadas se aplican en OTK, osea sobre las rodillas del Profesor/a la posición no tiene mayor problema ya que al mismo tiempo que ella recibe el castigo, sus compañeras podrán ver sus nalgas e incluso su cara... y en función de eso ya pueden irse haciendo a la idea de lo que pronto les va a suceder.
En este tipo de castigos la "VERGÜENZA" juega un papel más importante incluso que cuando el castigo se lleva a cabo en un lugar privado... ya que la chica a parte de soportar la "vergüenza" de ser castigada con las nalgas desnudas, luego debe soportar la "vergüenza" con las miradas de sus compañeras, mismas que en algunos casos serán de apoyo... uniéndose a su dolor, y otras serán de "burla" por parte de sus menos compañeras o básicamente de sus "enemigas". Esto pasa en todos los colegios, siempre existirá la rivalidad, ¿ó No?...
Pero cuando se utilizan instrumentos para azotar, los castigos en un aula de clase pueden darse de dos formas:
1.- Con la Colegiala que va a recibir el castigo inclinada sobre un pupitre o una silla, con sus nalgas desnudas y en este caso dando la cara hacia el resto de sus compañeras... mismas que como pueden ver permanecen en tensión, nerviosas y con ese extra de angustia y ansiedad... pues saben que pronto les llegará su turno.
2.- En esta ocasión la colegiala que recibe el castigo está inclinada con sus manos sujetando sus rodillas y exponiendo las nalgas desnudas al resto de la clase... la posición de esta alumna no está nada mal, pero al igual que en el caso anterior se puede utilizar el pupitre o la silla para conseguir que la chica se mueva menos y pueda mantener el equilibrio con mayor facilidad.
Al finalizar el castigo no puede faltar "EL..RINCÓN"... lugar al que son enviadas estas incorregibles colegialas con la intención de que mediten sobre su mal comportamiento y en el mejor de los casos traten de enmendarlos y en adelante portarse bien... "pero, ya todos sabemos que eso nunca sucede ¿verdad?... todas, o casi todas las spankees son rebeldes por naturaleza... y mal que nos pese... ellas solamente están tranquilas cuando tienen sus nalgas Rojas y Calientes jajajajajajaja "esa es la triste realidad".
En fin, poco a poco seguiré entrándome más y más en estos excitantes y deliciosos temas de los castigos colegiales.
Ahora les dejo con una película genial... ahí podrán disfrutar durante casi una hora, de varios castigos aplicados a varias alumnas mal portadas, por una Estricta Profesora.
Aquí el Link:

http://www.empflix.com/view.php?id=46017
Hasta pronto amigos.

12 comentarios:

Estefy dijo...

hola!!!
Creo que a muxos nos a pasado por la cabeza una situacion asi, pero muy pocos la han llevado acabo, como dices "los castigos publicos" nos mueven de alguna u otra forma.
Estefy

Camaleon72 dijo...

Hola Estefy,
Efectivamente amiga, creo que pocos pueden haber disfrutado de esa fantasía en concreto, ya que castigos públicos si se han dado en fiestas y reuniones spankas.
Gracias por el comentario.
Besos

susana dijo...

Bueno, ¿y qué? necesitamos tener las nalguitas bien rojas y calientes para quedarnos quietas, nos gusta provocar la paciencia de esas institutrices estupendas de la disciplina inglesa, a ver hasta dónde podemos llegar, queremos comprobar quién manda, solamente eso. Si se nos deja, pues tomaremos las riendas de la situación, es tan divertido, sobre todo delante de unas compañeras...
Describes muy bien la sensación de la vergüenza pública, y sobre todo de la espera por parte de las otras, las que presencian el castigo a sabiendas de que lo van a recibir después; entonces comienza el nerviosismo, el sudor de las manos y sobre todo el cosquilleo de las nalguitas que ya están inquietas, es una sensación profundamente perturbadora.

En el vídeo estupendo que nos aportas, Mauri, la spanker es una fiera, clase dan muy poquita debido a las travesuras incorregibles, pero la rubia spanker reparte unas nalgadas que no invitan a volver a sentarse y muy prolongadas, hay que felicitarla, y desde luego, el mejor final para estas señoritas, es acabar todas en fila, de cara a la pared esperando su turno con un instrumento riguroso.
Es que en esa clase no aprenden, éstas sí que son unas spankees incansables. Es muy divertido el ambiente, ya que también hay chicos con caritas entre divertidas y curiosas, mientras las chicas se muestran temorosas y provocadoras a la vez.
En fin, una clase estimulante como pocas.

Preciosa entrada. Ja, ja, me encantaría tirar un papel en medio de la clase y poner carita de "yo no fui", a ver qué hace la maestra...

Camaleon72 dijo...

Hola Susanita, gracias por este extenso y delicioso comentario, me encanta tu punto de vista dentro del spanking.
Si algún día tiras ese papel espero que me cuentes el resultado de lo que haga tu maestra... yo cruzaré los dedos para que te de una buena nalguiza en frente de tus compañeras.
Besos y Nalgadas

Anónimo dijo...

Una vuelta más de tuerca al spanking en público sería ser azotado enfrente de personas del otro sexo. Encuentro especialmente embarazoso, el ser azotado (imaginemos un chico) por la profesora de turno en frente de una clase de chicas.

Gran post.

Con esto y con todo considero que el spanking en privado tiene su encanto. He aquí un ejemplo:

http://www.youtube.com/watch?v=jD0EfM5f3io

En este video se puede ver todo el proceso.

1) La chica es llamada por el "Principal" y este le dice que es la quinta vez que llega tarde. Esto acarrea un sábado entero en el colegio.

2) La chica se queja y el director le da una alternativa. Medio sábado y 3 golpes con el paddle.

3) La chica pregunta si le puede mostrar el paddle "Can I see the paddle?" y el director se lo da. La alumna lo sopesa y toma la decisión.

4) El director recalca de nuevo que el paddle es una alternativa y que se tome su tiempo "dos días" para tomar una decisión. A continuación aparece la chica hablando y diciendo que la obediencia de las reglas y el ser una buena ciudadana conllevan aceptar el castigo.

5) Vemos a la alumna acudir al despacho y la puerta se cierra. Tras unas palabras, oímos los 3 golpes de paddle y las quejas de la chica que lo recibe (¿estará recibiendo los golpes sobre los vaqueros o habrá tenido que exponer sus nalgas? ¿Se abrá ruborizado? ¿Estará inclinada sobre la mesa o habrá recibido los golpes de pie? ¿Habrá escondido/encogido el culete o habrá recibido el castigo con bravura y con el trasero en posición?

6) La puerta se abre y la muchacha sale, vemos como se aleja e involuntariamente nos fijamos en el rítmico movimiento de sus nalgas, en un momento dado la chica se frota ligeramente una de las nalgas.

Aquí veo reflejadas todas las etapas de un correctivo, todo lo que lo hace atractivo. Un castigo aplicado desde la libertad de decisión de la spankee, donde se une el tiempo para pensar en lo que se avecina, la curiosidad (expresada en la necesidad de ver el instrumento de castigo) y la definición del mismo en la privacidad del despacho.

El castigo en público es pues, una vuelta de tuerca más, donde se pierde intimidad, pero se gana en vergüenza. Particularmente prefiero la intimidad, quizás uno o dos testigos (especialmente de sexos opuestos) añadan morbo, pero todo una clase me parece demasiado... un paso hacia la humillación que resta esa parte íntima... aun así, es una posibilidad más que nos ofrece este juego/fantasía que apreciamos tanto.

Gran post.

Anónimo dijo...

Muy buen artículo.


Prefiero el papel de spanker, pero he de reconocer que se me ha pasado por la cabeza la idea de que mi jefa, con el pelo suelto largo y rizado,vestida con su falda y sus medias oscuras y sus zapatos de tacón me llame a su despacho, me eche la bronca y me diga eso de "¡bájate los pantalones que te voy a dar unos buenos azotes! ¡hasta los tobillos, y los calzoncillos también" Me imagino a mi mismo con la cara encencida. "Sobre mi regazo ahora mismo" y luego allí, a merced de mi jefa, con mis vergüenzas a la vista, notando la presión de mis partes nobles palpitando sobre los apretados muslos de mi superiora, sabedor de que sus ojos están puestos en mi culo... Imaginen esto con público, la secretaria y la jovencita recien llegada a la empresa con su cara de sorpresa, sin saber muy bien a donde mirar y al mismo tiempo llena de curiosidad. Sé que en la vida real me daría mucha vergüenza, pero al mismo tiempo, el morbo, la escena, tiene algo de irresistible que hace que me sienta de lo más encendido con solo pensar en ella.

¿Se imaginan ustedes en una situación similar? ¿Con chicos y o con chicas contemplando el espectaCULO y los azotes?

El Zorro

Camaleon72 dijo...

Hola Anónimo,
Gracias por el comentario, extenso y muy bueno, abarcando muchos detalles de gran valor spanko.
Es una pena que no pueda ver el vídeo, algo pasa en mi ordenador que no me deja abrir nada de Youtube... pero con la descripción del vídeo me doy por satisfecho,gracias.
Creo recordar que colgue un vídeo similar al que acabas de detallar... salvo que en ese caso se ve cuando la chicarecibe los azotes con un paddle de madera, al final llora y sale del despacho masajeando sus nalguitas, camina hacia los baños y ahí, en frente del espejo desnuda sus nalguitas y ve las consecuencias mmmmmmmm es una delicia.
Saludos.

Camaleon72 dijo...

Hola Zorro,
También he tenido esa fantasía con mi ex-jefa, una rubia de escándalo y pese a no tener mal genio, yo veía en sus ojos y expresiones de la cara que debía ser una fiera jajajaja... eso si yo no me imaginaba siendo castgado en presencia de nadie más... solos, ella y yo.
Para castigos públicos me gusta más la idea del Colegio, o Castigos Policiales.
Gracias por el comentario.
Saludos.

Anónimo dijo...

"chicarecibe los azotes con un paddle de madera, al final llora y sale del despacho masajeando sus nalguitas"

Sí, lo ví en su día, totalmente de acuerdo, es una delicia de video... la parte en la que va al baño y desnuda su culete enrojecido por el paddle... simplemente delicioso. Gracias por recordarlo.

Camaleon72 dijo...

Así es Anónimo, es una delicia cuando la chica desnuda sus nalgas y ve el resultado del castigo.
Veo que lo has recordado claramente.
Saludos.

Anónimo dijo...

Genial post and this enter helped me alot in my college assignement. Say thank you you on your information.

Camaleon72 dijo...

Hello,
Glad to know that this space has served to help him.
How helpful was this? ... I would like to know.
Greetings